sábado, 12 de agosto de 2017

El hijo de la Cholva

El hijo de la Cholva

Cuando leí la carta del profesor de Anahí, recordé algo que pasaba cuando cursaba Quinto Año, en el Comercial 30 de Caba (Ciudad Autónoma de Buenos Aires), era 1982 y había un rumor a voces, sobre un profesor que tuve ese año.

El Femicidio de Anahí despertó todo tipo de comentarios machistas, acusatorios sobre la víctima desde luego, el más grave es que Anahí era la culpable de la obsesión de ese profesor que escribió la carta (quiero aclarar no se si es culpable o inocente, pero si veo terrible que se haga público el diario íntimo de Anahí, por parte de la Justicia), siempre existieron profesores acosadores, sólo que cuando yo era chica y como se nos había criado, no lo llamábamos acoso, eso formaba parte del “amor romántico” al que debía aspirar toda niña, adolescente, mujer.

Las chicas, las pibas no se obsesionan solas con alguién, es ese alguien que incentiva esa obsesión y les voy a contar algo que recordé que pasaba en ese Quinto Año de 1982, no recuerdo el nombre del profesor (el secundario para mí paso sin pena, ni gloria), si recuerdo el apodo “El hijo de la Cholva” (su mamá era profesora de contabilidad y siempre pedía el libro de Cholvis), de ahí el apodo; el rumor era que él solía seguir a las chicas en su auto e invitarlas a subir a su auto, en la escuela por supuesto era un profesor serio y respetable de unos 30 y algos, padre de familia, como siempre lo son los acosadores, mis compañeras estaban atraídas por él y él lo sabía y jugaba con eso, recuerdo que el debate entre nosotras era “que si las invitaba a subir al coche y si ellas lo hacían, -una compañera y yo le decíamos- que eso estaba mal, eso era pedofilia, él era un hombre grande (porque cuando somos adolescente siempre pensamos que son viejos) y nosotras éramos menor de edad, pero eran los 80 y nada sabíamos de estos temas, alguna vez algunas de nosotras habíamos escuchado hablar de hombres que abusaban de adolescente, eran tiempos en los que de algunos temas no se hablaba.

Es común que escuchemos casos de acoso que se denuncian en las Universidades, pero muy pocas veces se dice cuando pasa en la escuela secundaria, a esa edad todas Nosotras somos más vulnerables, el victimario lo sabe y lo utiliza a su favor, es importante que empoderemos a las niñas y adolescentes para que dejen de ser objetos de sus violencias y puedan defenderse, cuando una niña, una adolescente, una mujer denuncia a un violento no mentimos, como hace creer el patriarcado.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Activista




domingo, 23 de julio de 2017

INhabilidad Moral por Violencia de Género

INhabilidad Moral por Violencia de Género

El término “Inhabilidad moral”, se puso de moda en estos días desde la Cámara de Diputados en un debate sobre un Diputado Nacional (tema que no me interesa hoy analizar) que pasaría si pedimos la misma Inhabilidad Moral, para aquellos que cometieron actos de Violencia de Género y son miembros de la Cámara de Diputados.

La misma Honorable Cámara de Diputados que pide la Inhabilidad Moral, no dice, ni hace nada en el caso de Diputados que tienen denuncias por Violencia de Género, cuantos miembros del Estado Nacional, Provincial, Municipal tienen denuncias por Violencia de Género y se escudan en los fueros de los cargos que ocupan.

Sabemos de casos en algunas Provincias de Argentina que fueron sacados de sus cargos, otros bien gracias, que pasa en los Consejos Deliberantes Provinciales, en los Municipios del País, (ni les digo en el Conurbano Bonaerense) mucha/os sabemos de algunos de ellos que ocupan cargos, tienen denuncias por Violencia de Género, algunos de ellos tuvieron Prostíbulos y siguen en sus cargos, otros acosan a las Mujeres que trabajan con ellos en las mismas oficinas Municipales y bien gracias.

No veo en estos casos que se pida la Inhabilidad Moral para ninguno de ellos, no lo veo al Estado pidiendo Tolerancia Cero en casos de Violencia de Género, tampoco veo al Estado declarando la Emergencia Nacional en Violencia de Género, como lo dice en una nota la Jueza de la Corte Suprema Elena Highton de Nolasco, donde además habla de la falta de políticas públicas, volviendo al tema como no pedir la Inhabilidad Moral a todos aquellos que tienen denuncias por Violencia de Género, cuando desde hace años el Estado es quien mira hacia otro lado, tiene en sus filas a Diputados, Senadores, Ministros, Concejales, en el ámbito Nacional, Provincial, Municipal, nunca hizo y no hace nada.

Si la/os misma/os Diputada/os que hoy se esfuerzan tanto por pedir está Inhabilidad Moral, lo exigieran cuando cientos, miles de Nosotras salimos a las calles de todo el país a pedir por Nosotras, por nuestros derechos, por querer vivir una vida sin Violencia de Género, a cambio somos reprimidas sólo por tomar las calles, y necesitan tener nuestro cuerpo dentro de una bolsa negra para reglamentar una Ley como el registro de violadores, pero siguen sin hablar de Violencia de Género.

Quizás es el momento en que Nosotras empecemos a pedir la Inhabilidad Moral para quienes son funcionarios públicos y tienen denuncia por Violencia de Género.

Stella Maris Leone Geraci

Artista Feminista, Activista


sábado, 8 de julio de 2017

El delantal de la mujer sumisa

EL DELANTAL DE LA MUJER SUMISA


Reseña: EL DELANTAL O MANDIL de piel es uno de los elementos esenciales en la masonería, se lleva con el pechero levantado si uno era un aprendiz, y con el pechero bajado si uno era el maestro, es el atuendo del iniciado, le recuerda que debe tener una vida activa y laboriosa, considerada la prenda del artesano y del hombre. También hace referencia a la túnica que lucieron Adán y Eva después del pecado original, por eso el delantal debe ser blanco, inmaculado y puro, y así el iniciado lo debe conservar, para otros es el símbolo del cuerpo físico, con el que se debe proteger el cuerpo espiritual , el delantal debe cubrir la parte inferior del cuerpo, el bajo vientre, lugar de las pasiones y los afectos.
Muchos le atribuyen al delantal tres estados simbólicos: El de la persona consagrada al trabajo, la pertenencia a un medio de trabajo, y la protección contra los riesgos del trabajo.
Los delantales de huesos humanos eran muy populares entre las poblaciones del Tíbet y África, hoy son reemplazados por delantales de tela pintados a mano y se le atribuía entre otras cosas protección contra los espíritus.
EL DELANTAL en la vida de las mujeres llega mucho después, era utilizado para demostrar cual era el lugar de esa mujer en la sociedad, un delantal con pechera y bordado con ornamentos implicaba que era la señora de la casa, un sencillo delantal blanco a la cintura nos decía que era una criada, a las niñas de clase trabajadora se les ponía un delantal para proteger sus vestidos.
A partir del 1900 EL DELANTAL deja de ser una prenda masculina y pasa convertirse en parte fundamental de la indumentaria femenina, casi en un fetiche, la moda marcó su estilo, hoy muchos diseñadores realizan creaciones en torno al DELANTAL

¿Quien de nosotros no recuerda a nuestra abuela o madre ponerse el delantal para cocinar, y hacer el resto de las tareas del hogar?, pasó de ser el símbolo masónico o chamanico, para convertirse en un uniforme que identificaba  A LA MUJER SUMISA Y HONRADA que realizaba las tareas del hogar.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Activista

* Texto escrito en 2014, para la Instalación El Delantal de la Mujer Sumisa, proyecto colectivo con perspectiva de género, que coordino.







Silencio - Mujeres con VIH

Silencio - Mujeres con VIH

Cuando una mujer no puede acceder a la infraestructura básica de la salud, es un acto de Violencia de Género, más cuando Ellas viven con VIH.

Los casos de Violencia Intrafamiliar, cuando una Mujer es violada por su pareja, por un miembro de la familia, alegando que se le aplica una violación correctiva por ser lesbiana.

La violencia que se ejerce hacia las Mujeres y Mujeres Trans, las Mujeres que están en situación de calle, cuando la Medicina cuestiona a las pacientes Mujeres por su forma de vida, (ligadura de trompas, aborto ilegal).

Las adicciones, la falta de educación sexual, las infecciones por transmisión sexual, están afectando la salud de la Mujeres, cada vez más Mujeres se contagian el VIH, sin distinción de edad que va, desde la adolescencia a las adultas mayores.

Todos estos factores son un acto de Violencia de Género, que se produce sobre el cuerpo de las Mujeres, en el que debemos generar conciencia en la sociedad.

Stella Maris Leone Geraci

Artista Feminista, Activista

*Texto escrito para la convocatoria "Silencio - Mujeres con VIH, año 2017


viernes, 23 de junio de 2017

#NiUnaMenos - #Nosotras

#NiUnaMenos - #Nosotras

A pocos días de un nuevo 3 de Junio, volvemos a preparar el cuerpo, para salir a marchar por las calles del país, no importa el lugar, sólo tomar las calles y decir Presentes, por todas aquellas que ya no están.

Te voy a decir por qué marcho yo desde hace 3 años:

Por qué cada 18 hs., una de Nosotras es asesinada por la violencia machista, mientras escribo estas palabras una de Nosotras es víctima de un tipo de violencia machista.

Por qué el Estado está ausente, no brinda asistencia, ni patrocinio legal gratuito a las Mujeres víctimas, por qué el ajuste en los presupuestos afecta cada ves a las Mujeres.

Por qué debemos Educar a las nuevas generaciones en una sociedad igualitaria, darle todas la herramientas, para que puedan decir por si mismas y tener los argumentos para defender sus derechos.

Por qué la Justicia, no actúa con perspectiva de género, mantiene presa a una de Nosotras por defenderse de ser violada en grupo, sólo por ser lesbiana, como el caso Higui.

Por qué la Policía, no toma la denuncia de las Mujeres.

Por qué la Iglesia sigue protegiendo a los curas pedófilos y señala con el dedo cuando una Mujer quiere decidir sobre su propio cuerpo, o cuando rechaza a lxs miembrxs de la comunidad LTGBQI.

Por qué la Medicina sigue disponiendo sobre el cuerpo de las Mujeres, negandoles el derecho al aborto no punible, en caso de violación, cuando las acusa de haber abortado, como en el caso Belén.

Por qué todos los días desaparecen niñas, adolescentes que son introducidas a las redes de trata de personas, para explotación sexual y narcotráfico.

Por qué la brecha salarial se sigue cortando en su lado más fino, por la Mujer, que es la primera en ser precarizada.

Por qué en la Política la Igualdad de Género, como lo pensaron Alicia Moreau de Justo o Florentina Gómez Miranda, se convirtió en un techo, que acceder a una banca sea  por igualdad y no por descarte al aparecer en los últimos lugares de la lista de votación.

Por qué seguimos sin estadísticas oficiales sobre la cantidad de víctimas que hay en Argentina.

Por qué cuando empece este camino en 2008, eran 150 Mujeres las que morían víctimas de la violencia de género y en lo que vamos del 2017 esa cifra se igualo.


Por qué no quiero que las nenas de hoy sean las próximas víctimas de la violencia machista.


Por qué no quiero en un par de años, mirarme en el espejo y ver que soy parte de que tantas de Nosotras ya no están y que las próximas generaciones de Mujeres tengan que seguir marchando para exigir #NiUnaMenos.

Por qué no quiero resignarme a que no se puede lograr la igualdad, todas Nosotras debemos vivir en una sociedad libre de machismo.

Si todas estás razones que te doy te parecen insuficiente, lo siento, no te olvides también marcho por vos, que estás leyendo esto.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Activista


lunes, 17 de abril de 2017

Hijas perfectas del patriarcado

Hijas perfectas del patriarcado

Cuándo tenía veinte años una mujer me dijo, “la violación es un acto de poder que ejerce el hombre hacia una mujer”, esa frase quedo marcada en mi mente.

Después del femicidio de Micaela García, la búsqueda que seguimos haciendo de Araceli Fulles, los dichos de Baby Echecopar (actor - comunicador), sobre las niñas, parece ser que seguimos sin aprender nada, la víctima sigue siendo la responsable de todo lo que le paso y de lo que no le paso.

En estos días los comentarios fueron de lo más variados, si usa un mini short, si usa una minifalda, si pone trompita al sacarse una foto, si muestra el corpiño, si muestra su escote, que no salga sola, que no vaya a buscar trabajo sóla, que hace una chica joven caminando sola a esas horas.

Que pasa cuando leemos o escuchamos esto de un hombre, la justificación automática de la corporación del género masculino es Ella es quien provoca, no puede salir así a la calle o sarcase una foto así, tiene la culpa de ser violada sentencian; si esas mismas expresiones las leemos de una mujer, ahí entendemos que el machismo no tiene género, y entonces viene la doble moral, a la final voy a terminar pensando que yo era la única que a los veinte años salía viernes, sábados, domingos, me iba de vacaciones sóla, volvía tarde casi de madrugada sola en colectivo, y no había celular, que utilizaba la ropa interior para ir a bailar o a tomar algo, acaso todas las mujeres que levantan el dedo acusador contra las jóvenes que hoy son víctimas de violación, todas ellas eran puras, castas y vivían en un convento.

Las cuestionan si son niñas, las cuestionan si son adolescente, las cuestionan si son jóvenes, imagino que todas Ellas criaron hijas perfectas del patriarcado, sumisas, que no dicen un si y un no, que van a misa todos los domingos, que no salen con sus amiga/os y que son el ideal del patriarcado, les falta la aureola y son santas inmaculadas, cuando una niña, una adolescente es abusada, violada el responsable es alguien del entorno, un abuelo, un tío, un primo, un amigo de la familia, cuando un hombre viola a una mujer en la gran mayoría de los casos su pareja es responsable, luego tenemos el factor externo al depredador, que sólo busca una mujer para violar y tener poder.

Cuando yo era chica las que venimos de familia italiana, y nos criamos rodeada/os de Italiana/os, las mujeres solían tener una expresión que me molestaba, ellas decían “son todas putañeras” (es decir sólo eran chicas decentes sus hijas, el resto no), mi Abuela (que también era Italiana y les dire mi Abuela no se andaba con chiquitas a la hora de ser castradora), solía responderles “no se puede escupir al cielo cuando hay niñas en la cuna”, hoy las etiquetas siguen existiendo y todas tienen vidas perfectas, hijas perfectas y las educaron de manera perfecta; es muy fácil levantar el dedo acusador contra la otra, contra la que fue violada, contra la que está desaparecida, contra la que fue asesinada.

El machismo no es una cuestión de género, como escribía al principio, es una cuestión de educación arraigada en nuestra cultura, como en la mía que desciendo de Italianos, por suerte mi Mamá que fue criada de manera muy estricta a mi me dio todas las libertades necesarias para que sea un Mujer Independiente, o como decimos hoy una Mujer Empoderada, debemos desculturizar en las culturas machistas, en las culturas de la violación, empezar a educar en igualdad de género, no sólo entre mujeres y hombres, debemos incluir a lesbianas, gay, trans sexuales, queer, bisexuales e intersexuales, no sólo educar en nuestras casas, también debemos exigir al estado políticas de género, que se lleven a las escuelas, no como un tema que se ve, una vez al año, si como una materia que forme parte de la currícula desde el jardín, hasta la universidad, es imperioso formar profesionales con una mirada en la igualdad de género, si no queremos seguir llorando, marchando por más Micaelas.

Stella Maris Leone Geraci

Artista Feminista, Activista


martes, 7 de marzo de 2017

8M

8M


Este 8M, 8 de Marzo, día Internacional de la Lucha por los Derechos de las Mujeres Trabajadoras, está más que nunca teñido por nuestras luchas, la lucha de las que nos precedieron, la lucha de las que estamos, y la lucha de las que vendrán.


El 8M está ligado a las Mujeres que trabajaban en la fábrica textil, a su lucha por un mejor salario, por más horas de descanso, está unido a las Mujeres que salieron a marchar por el derecho al voto femenino, este 8M no es muy diferente, Nosotras seguimos ocupando los puestos de menor posición laboral, nuestros sueldos son menores, a los de los hombres, nuestras responsabilidades son más, el trabajo, el hogar, somos las empleadas, las amas de casa y las cuidadoras del hogar, si un miembro de la familia enferma, esa responsabilidad recae en Nosotras.

Este 8M más que nunca, tengo el deber de salir a la calle a defender mi derecho, el derecho de Todas Nosotras a una sociedad igualitaria, hoy cuando la precarización laboral se acentúa, es la Mujer la gran mano de obra barata esclava, la criminalazación de la pobreza empieza por Nosotras las Mujeres, muchas de Nosotras somos utilizadas para Trata de Personas, no sólo para la prostitución, también para el narcotráfico.

Este 8M, no sólo nos moviliza a Nosotras en Argentina, Nosotras en todo el mundo nos vamos a movilizar hermanadas, unidas, sin importar las fronteras, el idioma o los muros que quieran levantar, Todas Nosotras tenemos una misma necesidad y una misma obligación defender “Nuestros Derechos”.

Stella Maris Leone Geraci
Artista Feminista, Artivista